El Blog de Acelera

#AceleralaSostenibilidad

La estética como factor determinante en el mercado fotovoltaico



El auge de la fotovoltaica es una realidad. En los últimos años se ha venido experimentando un crecimiento exponencial en cuanto al número de instalaciones en la mayoría de los países del mundo. ¿El motivo? La población ha sido consciente de las bondades asociadas a la energía solar. Pero no solo se trata solo del ahorro económico que supone para los hogares y las empresas, o de la muestra de respeto por el medio ambiente, es mucho más que eso, se está ante una nueva forma de generar energía, o lo que es lo mismo, de concebir y gestionar procesos intrínsecos a nuestra forma de vivir. Es tener mayor control de nuestra generación y consumo así como una mayor independencia de las grandes eléctricas.



El creciente interés por el ahorro, la eficiencia energética y la sostenibilidad medioambiental a través de instalaciones de autoconsumo fotovoltaico implica necesariamente una reflexión sobre su impacto arquitectónico y estético en nuestras ciudades y pueblos, en definitiva, sobre cómo las placas solares se integrarán en nuestras viviendas y en el perfil urbano de cada municipio.


El cambio de perfil en los tejados o en las azoteas, tanto en ciudades como en pueblos, es una cuestión inherente a la transición energética. Pese a las ventajas económicas que se obtienen con este tipo de instalaciones fotovoltaicas, el usuario demanda nuevas fórmulas para las placas solares que resulten estéticamente agradables y armonizadas en la evolución del perfil urbano de las ciudades de este siglo. Es decir, será necesario atenernos a principio estéticos de igual manera que lo hacemos con el rendimiento a la hora de abordar un proyecto fotovoltaico a nivel doméstico y/o industrial.


A continuación, te contamos algunas de las nuevas alternativas que han surgido para aportar estética en la instalación fotovoltaica.

  • Paneles solares sin marco.

Un factor importante en la crítica de la estética en la instalación fotovoltaica es el marco del panel solar, que muchos propietarios consideran la parte menos atractiva. Para ello, los principales fabricantes están produciendo módulos solares sin marco, con aparatos de montaje especializados, y marcos integrados con el color del panel, generalmente negros, que simulan en las cubiertas tejados de pizarra.

  • Paneles solares en translúcidos vidrio-vidrio.

La mayoría de los paneles fotovoltaicos están fabricados con una fina capa de vidrio y una capa opuesta de plástico opaco. Los paneles solares de vidrio-vidrio usan la misma tecnología y materiales de celdas de silicio que un panel estándar, pero en lugar de estar montados en un material de respaldo opaco, las celdas se encuentran entre dos carcasas de vidrio. Además, algunos de estos paneles de vidrio son bi-faciales, es decir, captan energía por ambas caras del módulo fotovoltaico.

Los paneles solares de vidrio-vidrio son una innovación en múltiples formas porque, además de ser más atractivos visualmente, son más duraderos que un panel de celda de vidrio opaco. Ideales para colocar en pérgolas, toldos o tragaluces. Incluso estos paneles son significativamente más resistentes al peligro de incendio y también son menos propensos a la erosión.

  • Paneles solares de doble cara.

Normalmente conocidos como paneles solares bi-faciales, la energía fotovoltaica de doble cara es un tema candente en la energía solar y seguirá siendo una opción atractiva para los propietarios de viviendas en 2020. Los paneles de doble cara pueden aprovechar la luz solar a través de ambas superficies del panel, capturando la luz que se refleja en el techo y en la superficie del suelo debajo del panel. Estos módulos de alta gama presentan un gran rendimiento y un gran juego a la hora de integrar estéticamente su colocación en las viviendas.

  • Tejas solares

Algunos fabricantes, como Tesla, están empezando a comercializar sistemas fotovoltaicos que hacen la función de cubierta sellada y hermética de las cubiertas tradicionales, simulando la apariencia de tejas. Si bien esta solución ha tenido poca repercusión, debido a su alto coste y su baja eficiencia, haciendo esta instalación poco aconsejable, aunque valorable para reformas integras de cubiertas o viviendas de nueva construcción. Una solución más simplificada y menos costosa es la integración del panel tradicional en la cubierta, sellando herméticamente con diferentes soluciones la separación entre cada panel y dando lugar a un sistema muy bien integrado estéticamente y de mejor rendimiento que el producto comercializado como ‘tejas solares’ de Tesla.

  • Paneles flexibles

En el siempre competitivo mercado de fabricantes fotovoltaicos tenemos también las opciones que ofrecen los ‘paneles flexibles’, capaces de adaptarse a cualquier superficie, curva o ángulo de los edificios. Generalmente producidos con células u obleas fotovoltaicas de sílice ‘amorfo’, consistente en un método de fabricación que otorga capacidad de flexión a la oblea fotovoltaica. Una tecnología con bastante recorrido en el mundillo fotovoltaico pero con muy poca implantación debido a su alto coste y bajísima eficiencia, y por tanto una solución poco aconsejable si tratamos de amortizar la inversión realizada.


Dentro de esta variedad de paneles, Acelera ofrece varias soluciones en cuanto a paneles se refiere, nuestro modelo estrella por excelencia es el TIER 1, con una eficiencia por encima del 21% y de alta calidad. Estético y funcional, cubre perfectamente las necesidades que tendríamos en una instalación sobre cubierta.


La colocación de los paneles dependerá de la superficie y de la estación del año en que se quiera generar ( en verano la posición de las placas estará más horizontal al suelo y en invierno más vertical). Te invitamos a echar un vistazo a algunas de las instalaciones que hemos hecho a lo largo del territorio Español:


UNIVERSIDAD DE MÚRCIA - 2334 kWp


CC Área Sur - 2.100 kWp


Mercabadajoz - 221 kWp


Molinense - 999 kWp






9 vistas0 comentarios